Pelis para comer con los ojos
Alimentos, General, Tendencias

Pelis para comer con los ojos

Claramente hay una mayor importancia a lo culinario en la actualidad y ésta, obvio, se ve reflejado en el cine. Si siempre se vió en la gran pantalla las tendencias  de la música que escuchamos o los libros que leemos,  ¿Por que no lo que comemos?.

Cada vez parece haber más y más estrenos: entre los últimas se destacaron: “The lunchbox” (2013), “Romantic anonymous”(2010), “Un viaje de 10 metros” (2014). Estas películas son de diferentes latitudes y con historias completamente diferentes. Eso ya las hace peculiares. Además de su hilo conductor, se come y se cocina y eso toma un rol protagónico.
Asimismo hace un tiempo asistimos al estreno de “Antes del anochecer

La peli es muy interesante y evidencia un corrimiento con  las otras dos anteriores de la saga: “Antes del Amanecer” y “Antes del Atardecer”, ambas rodadas en París. Esta última muestra imágenes de Grecia, donde fue grabada y lo mejor es ver como la gastronomía va atravesando las diferentes situaciones de la vida de la pareja protagonista.

En el Facebook oficial de la película hay un álbum de fotos especialmente dedicado a la comida, hasta incluso da  recetas de las comidas típicas.

“No se puede hablar de un género propiamente gastronómico como tal, porque hay pocas películas en las que sea el eje central, pero con el boom de la gastronomía a nivel mundial cada vez hay más y tienen un relativo éxito”, asegura Pepe Barrena, productor y crítico gastronómico, impulsor del festival “Cinegourland” de Getxo (país Vasco) que atesora más de mil secuencias donde se come o se cocina y  algunas antológicas.

Dentro del género “cine foodie”,  si se nos permite la distinción, hay subgéneros, películas asiáticas, películas más  dulces como: “Gracias al chocolate”, una insistente Juliette Binoche consigue transformar a los huraños habitantes de Lansquenet en simpáticos aldeanos en Chocolat (2000). En “María Antonieta” (2006), se ve a la versallesca soberana rodeada casi en cada escena con dulces y tartas tan voluminosos y rimbombantes como sus vestidos y pelucas. Hasta podemos analizar el cine infantil donde vemos en films como “La dama y el vagabundo” o  “Ratatouille” (2007), que ya está convertida ya en un clásico del género donde los talentosos de Píxar quisieron rendir homenaje a un onírico París en otoño y hacer de lo más indeseable —¡una rata en la cocina!— algo simpático y entrañable. El protagonista, Rémy, se empeña en cocinar un ratatouille, o mix de verduras provenzal, para convertirse en un gran chef y sorprender al más agrio de los críticos gastronómicos. O de  otra forma   ”Lluvia de hamburguesas” (2009), en la que un científico inventa una máquina hacer caer comida del cielo.

Bueno para cerrar algunas de las principales pelis de la lista: cine + comida, más allá de las últimas “hollywodenses” como: “Sin Reservas”, “Julia and Julie”, “Comer, rezar y amar”.

Hay toda una lista de pelis “de culto”, de esas que HAY QUE ver, ¡si o si! les dejamos algunas:

La cena (1998), Italia- Dirección: Ettore Scola, La fiesta de Babette( 1987), Dinamarca – Dirección: Gabriel Axel, Como agua para chocolate(1992), México -Dirección: Alfonso Arau, Vatel (2000), Francia – Dirección: Roland Joffé, Entre Copas (2004), Estados Unidos – Dirección: Alexander Payne, Big Night (1996), EEUU- Director: Stanley Tucci – Campbell Scott, El asadito (1999), Argentina- Duración: Gustavo Postiglione, Comer, beber, amar (1994), Taiwán- Dirección: Ang Lee , Bella Martha ( 2001), Italia / Alemania / Austria / Suiza- Dirección: Sandra Nettellbeck. Probablemente la lista sigue, son muchas y todas ideales para ver disfrutando de algo rico para comer disfrutando con todos los sentidos renovando la experiencia del séptimo arte.

Para más info > http://bzfd.it/1JoXuYP

 

Escrito por:

@florcantor

Comenta esta publicación

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *